「スカート」+「フォーク」/「スネスタイル」=「8エイト」

Finalmente me hice con este nuevo álbum del que hablo en la entrada anterior. Hace un mes de eso ya, pero conocéis cómo es junio para los estudiantes. Bien, cuando llegó a mis manos pude comprobar que la caja era distinta a todos los álbumes anteriores, lo de edición especial casi que se quedaba corto. Retiras el fino cartón del obi, y te quedas con la caja del disco, la abres, cojes el “papelito” de las letras tamaño póster (demasiado para tan poco espacio) y ya está. La primera edición también incluía otro disco más con una primigenia versión de la melodía de “slow dance” finalizada, sin la letra. Me llamó la atención que Suneohair en vez de cantar, no sé, “la la la” para sustituir la letra ausente, cantara una especie de arameo antiguo, muy curioso

8

Ahora la parte musical, en cuanto al “estilo” del cual se conforma el disco, en el título del blog está estipulado. Se trata de una mezcla de “Skirt”, “Fork” y “Sunestyle”, alguno de los cuales tiene más de una década de edad. Y eso es lo que más me ha gustado, que haya recurrido a viejos sonidos, así sí. Sobre lo importante, tenemos de nuevo la simpleza, instrumentos limpios, sin filtro, nada de nada, como mucho un mellotrón, y eso es otro punto a favor del disco, hacer música y que quede bien sin necesidad de poner muchas florituras para decorar. Es una consecución de canciones muy plana, marca de la casa (para escuchar anywhere), y que despunta en “8”, cómo no. También incluye una segunda versión de “slow dance”, que se une a la lista de canciones trilladas, pero sigue molando. Eso es lo que tiene el J-Rock, la capacidad de que todo suene igual, pero distinto, y con este nuevo álbum se han cumplido buenas expectativas. Que sí, que queda Suneohair para rato.