El blog armonioso

La verdad es que tenía pensado escribir una nueva entrada hace 3 semanas. Qué queréis que os diga, se me ha ido el santo al cielo. Y ahora me gustaría hacer una reflexión sobre el blog, este espacio mío que me sirve para soltar chorradillas de un tema u otro y que no a todos les viene en gana leerlo, pero a los que lo hacen les toca aguantarlo, y gracias por hacerlo. No sé que dirección toma el mismo. Hay veces que escribía porque era una de las soluciones para sentirme algo mejor, o simplemente porque había vivido una experiencia que le podría interesar a unos cuantos de twitter. Y quiero ponerlo en orden. Todo sea por el orden.

Lo que intento decir es que yo hago este blog desde la completa espontaneidad y me gustaría cambiar ese aspecto. Y es que el primer paso (y el único) para tener un blog actualizado es el de hacer de 3 a 4 entradas mínimo al mes. Y yo quiero mantener mi blog actualizado, ya no como espacio individualizado, sino como sitio en el que os cuento sobre unos cuantos temas que me parecen bien tratar, (repitiendo la frase un año después) centrándome siempre en los temas de interés, ya sea Japón, cosillas de informática, incluso música; para soltar esporádicamente algún temilla diferente que yo tenga que soltar. Intentaré que este sea el rumbo que tome este sitio, aunque haya veces en las que tenga que estrujarme la cabeza sobremanera (ay ay ay…).

Decir por último que, por supuesto, habrá meses en los que el blog esté como siempre, se intentará que sean los mínimos posibles. Gracias y hasta la siguiente (pronto!) 😉

Anuncios

2013

Con la resaca del período navideño comienzo esta entrada, justo cuando Nintendo acaba de anunciar las nuevas ediciones de Pokémon en 3D. Saldrán en Octubre de este año, 2013. Qué lejos queda y cuán tediosos pueden parecer los meses que nos separan de él, a no ser que 2013 sea un año fugaz. Mi 2012 fue de este tipo, un año qué para mí contó como meses… o incluso menos. Y respondiendo a la típica pregunta de: +”Eh tío, ¿qué tal el año? -“Uno, como otro cualquiera, nada más”.  Bueno, midiendo los años por cosas buenas o malas se podría decir que “fifty-fifty” , pero según como se mire. Yo no lo veo como un año estrepitoso, ha habido cosas que me gustaron en su momento y ahora no son para nada relevantes en mi estándar de felicidad, y los grandes jaleos ahora me provocan gracia, e incluso una ligera felicidad. Lo que sí es cierto es que ha sido un año en el que he probado el cielo y el infierno, aunque sé que se puede llegar más arriba o ahondar más. Días geniales, días fatales. Frío invierno, verde primavera, caluroso verano, extraño otoño. Y un dulcísimo Diciembre. Y algunas cosillas relevantes. En fin, un lapso peculiar lleno de amor, odio… con los de siempre, con los nuevos, entre otros. Y todo esto en un “año”. Creo que el salto temporal va a ser de 2011 a 2013 directamente, pues entre ellos han estado estos días hechos de materia extraña y sucesos fugaces, grabados a fuego en mi memoria.

Afronto el nuevo año, aquel que algunos creían que no iba a llegar, con unas pruebas escritas, para variar un poco el nombre. La vida de universitario es un crisol de hacer siempre lo mismo, de mil maneras. Estudiar, leer, memorizar, entender. Todo es lo mismo al fin y al cabo. Trabajo, trabajo, trabajo. Quien pudiera tener la fórmula del éxito, basada en el mínimo esfuerzo y que diera resultado. Aay. No sabemos cómo va a ser el año. Quién se va  a plantar delante nuestra, o qué nuevos éxitos o catástrofes ocurrirán. Por ahora sólo sabemos que en Octubre va a salir una nueva edición de Pokémon, totalmente en 3D. Bueh. ¿Mi propósito para el 2013?

Combinar un año fugaz con 365 días.

IV Salón del Manga de Murcia

El fin de semana pasado asistí a la que creo fue la mejor edición del Murcia se Remanga en lo que lleva de andanza. Empecemos.

Como todo buen evento de estas características que se precie éste debe ofrecer una buena oferta de contenidos al público, ya sea por trascendencia o simplemente por diversión. Pues bien, en base a lo que hicieron el año pasado se han mejorado mucho estos aspectos. El tema de conferencias, el que creo que más ha medrado, ha quedado copado por la asistencia al salón de personalidades tales como Marc Bernabé (abajo, a quién tuve el placer de conocer en persona) o el director del Salón del Cómic y del Manga de Barcelona, Carles Santamaría; con argumentos como son un recorrido a través de los grandes autores y traducción de manga, y los entresijos de la vida comiquera. También destacó la presencia de José Luis Puertas, un personaje de gran importancia en el asunto de la distribución de anime en España, el cual dió una conferencia sobre animes “raros” que me gustó especialmente (un tema que llevaba esperando desde hace años).

Sobre las actividades a realizar, se siguió contando con una oferta amplia (talleres de japonés, abalorios, etc…) aunque eso sí, previo pago de la inscripción (no incluído en la entrada). El mismo espacio para comprar, no creo que se pueda mejorar más, pues como dije, se trata de un equilibrio perfecto :D. En el apartado de exposiciones hubo luces y sombras, estuvieron muy bien las exposiciones de Ghibli y los títulos de manga de renombre, sin embargo estoy harto del papercraft (habrá quien no lo esté, pero esa es mi opinión xD). En la carpa sobresalió la actuación del cantante japonés HITT (abajo), además de las de White Noise, Ruki Chan o Réquiem.

Por último, fijándonos en el apartado técnico, la organización se portó de lujo y todos los asistentes pudimos disfrutar de una estancia sin incidentes. Resumiendo, hemos presenciado el mismo salón de todos los años, pero con encuentros significativos y algunos errores subsanados. Dejo abajo más imágenes de lo que hemos podido ver en esta ocasión. Sólo me queda agradecer la ayuda de @PedrowZelos con las fotos y despedir este salón hasta el año que viene 🙂

Se acerca el MSR

Señores, señoras, falta poco más de una semana para que de comienzo la cuarta edición del Salón del Manga de Murcia, y ya que estamos vamos a hablar algo sobre éste.  Se lleva celebrando desde 2009 y pese a lo reciente que pueda parecer es, a mi gusto, de los mejores de España. ¿El porqué? : Ni tanto, ni tan poco. La ciudad de Murcia no es muy grande, por lo que hablamos de un Salón hecho totalmente a medida para la misma, con el resultado de un equilibrio perfecto.  Aún no he conocido a nadie que se haya aburrido porque no tenía alguna conferencia que ver, o cosas que no comprar. E incluso quien viene simplemente a pasearse, entretenimiento no le va a faltar. Hablamos de un Salón poco extenso, pero con multitud de cosas que hacer y ver por metro cuadrado.  Además, cada año se va incluyendo más y más contenido (cuidadín con romper el equilibrio…) siendo esta edición la primera en la que los asistentes que vengan de fuera puedan acampar y ahorrarse un dinero importante, o como ellos dicen “la Mangacampada” (tiene cojones el nombre). En resumen, una buena fórmula que es aún mejor si dosificamos las estancias para las actividades.

Pero cuidado, hay opiniones para todos los gustos: que si se me hace corto, que si no invitan al fulano de turno, que es pequeño, entre otras. Decir claro está, que si buscas grandes praderas para pastar (bueno, al lado del auditorio hay un césped bastante apañao xD) pues no te va a gustar tanto como otros de ciudades más grandes. En cuanto al precio de las entradas ha subido algo, según la organización es para traer todo lo que el personal quiere (en fin, se les cree) pero no creo que importe pagar 1 ó 2 euros más.

Dichas todas estas cosas tan importantes, se celebrará los días 16-17-18 de este mes en el centro de congresos del auditorio Víctor Villegas. Bueno, link (http://www.murciaseremanga.es), y decir que haré una entrada sobre esta edición a ver cómo va la cosa este año. ¡No faltéis!

slow dance

Con la rapidez del rayo, ya tengo el nuevo single de Suneohair “slow dance”, y con rapidez me refiero a tenerlo un día después del release en Japón 😀 (JPost <3)  Este nuevo single se encarga del ending de la serie “Suki tte ii na yo” estrenada este octubre,  además de la banda sonora de la película “Haizai – kamisama no iutori”. El artista nipón vuelve a sacarse de la manga un estilo muy personal.

Cuatro canciones, grabadas a finales del pasado agosto, con un DVD que incluye el videoclip de “slow dance” y nada más (se queda algo corto…). De la primera, que es la que le da nombre a este single, puedo decir poco, la llevo escuchando desde hace tres semanas y me encanta. No se quedan muy atrás el resto de pistas, siendo “Squall” algo que no voy a parar de escuchar en meses 😀  Y con respecto al videoclip, en los que he visto anteriormente hay mucha variedad de temas, pero creo que la frikada se supera esta vez, sin olvidarnos del romanticismo, claro (¿Quién no ha querido siempre salir con un robot? xD)

Y no tengo mucho más que decir, estoy viendo el anime que promociona este single y es algo empalagoso, aunque no está mal. Y sobre la película la verdad es que aún no la he visto pero se tercia interesante, así que en cuanto coja un rato libre me pongo a verla. Pues nada, abrigaos que viene el frío y hasta la próxima 😉

Restaurante Nagoya

Mi primo escogió este restaurante para cenar por su cumpleaños y de entrada se dice que es un buffet libre de comida japonesa (yo diría asiático), a unos pocos minutos del centro de Murcia y con buen ambiente. Empecemos por lo esencial, la comida. Ésta te llegaba en una cinta transportadora característica de estos sitios y era abastecida al instante por el personal. En el menú que te ofrecen por unos 13 euros (según lo que bebas) podías comer todo lo que quisieras. Desde dumplings hasta sushi…

También había platos chinos como fideos tres delicias o el típico arroz ya sea con curry o tres delicias. Aunque éste último no estaba del todo bien fijándome en la textura (estaba de todo menos suelto) . Hay un problema con el espacio, los comensales que se sientan en una mesa que supera las 6 personas y están junto a la comida se encuentran prácticamente encerrados. Por lo demás todo es perfecto y hay mucha variedad incluyendo las cervezas (asahi, sapporo…).

Me resultó curioso el hecho de que estuvieras viendo pasar por la cinta gambas con soja y churros madrileños al mismo tiempo…  El trato del personal fue excelente, pusieron mucho empeño en dejar buena impresión en todos los detalles. Lástima que no hubiera chocolate caliente para los churros, pero nos ofrecieron sirope que sustituye de maravilla xD En fin, queda recomendado para el que busque comida oriental por un precio normal, dejo el enlance del restaurante http://nagoyamurcia.com/  y una foto más. Nos vemos en el siguiente post 🙂

Empezamos… otra vez

Mañana vuelvo a la rutina, la misma que el año anterior. Mi decisión de seguir estudiando informática pasaba por el descubrimiento de la última nota que faltaba por salir. Aprobado. Fue un acto reflejo: Ya sé qué hacer. Y es que este nuevo curso empieza como el anterior, pero con las cosas más claras, donde va a parar. Se podría decir que uno ya sabe que tiene que hacer, como he escrito, incluso para otras cosas no tan académicas. El caso es que puedo decir que me alegra seguir, aunque las asignaturas sean del año pasado. Bueno no, son menos. Pero claro, eso no quita el hecho de que este año tenga que empezar estudiando a muerte ahí super ultra concentración multimax como los anteriores. Este año eso tiene que ser en serio, no hay margen de error, por no decir libertad económica para darme el lujo de no hacer casi nada y rendir cuentas al final. Y uno lo sabe antes de empezar. Pero así somos. En todo caso, hay que mantenerlo.

Tengo ganas de que vuelva esa rutina, la de octubre del año pasado. Es la que más me funciona, en base a ella podría mejorarla y crear mi forma personal de llevar el trabajo diario que siempre he ansiado (pero nunca conquistado xD). Está en mis manos. Y en las de cada uno. Motivación, mmm…

Dentro de  lo que he soltado antes destaco algo importante antes de escribir alguna entrada: esperar un poco más a ver qué pasa. Los cosas pasan y luego pasa algo más. Si hubiera escrito esta entrada el jueves pasado (la verdad es que tenía más ganas que ahora) me hubiera precipitado en decir que hay cosas que no podemos hacer. Suena a historia contada por la más ñoña de las madres, pero es que es cierto joder. Aún así, siento que he hecho poco, y no es mentira. Siempre se puede hacer mucho más (mi caso) o por lo menos algo. El trabajo es la base de todo 😉

Ya volverá el verano para repetir noches como ésta 😀